VitalQIP de Nokia es una solución DDI probada, abierta y escalable para sistemas de nombres de dominio (DNS), protocolo de configuración dinámica de host (DHCP) y gestión de direcciones IP (IPAM).

Se trata de una solución líder en el mercado gracias al uso que hace del software de vanguardia y de las mejores tecnologías de hardware de su clase. Juntos, ofrecen una potente interoperabilidad DNS y una seguridad sólida frente a intentos de ataques sofisticados, así como fiabilidad ante errores de hardware.

Todo se gestiona a través de la innovadora e intuitiva interfaz de usuario basada en un navegador de VitalQIP, que ofrece un repositorio de direcciones IP centralizado al cual se accede a través de un único panel. Además, ofrece una visión integral de la gestión de DHCP y DNS, dado que gestiona las asignaciones y adjudicaciones de ambas direcciones IP, al igual que de los servicios de nombres DNS. Une de forma dinámica los protocolos DNS y DHCP para poder configurar y gestionar de manera sencilla las direcciones IP.

Mayor valor, mejor gestión y redes optimizadas

La completa solución DDI de Nokia también puede dar respuesta al mayor volumen y complejidad de los dispositivos y protocolos de las grandes redes distribuidas. Las organizaciones que deciden utilizar VitalQIP ahorran dinero, disfrutan de una gestión más sencilla y operan redes más seguras.

  • Rendimiento, funcionalidad, escalabilidad y fiabilidad a nivel de operador
  • Gestiona cientos de servidores DNS y DHCP compatibles con millones de direcciones IP
  • Integración con OpenStack, entornos virtualizados y entornos en la nube
  • Capacidad de auditorías integrales para elaborar informes de cumplimiento
  • Gestión de direcciones IPv6 de última generación y conmutación de IPv6 líder del sector

La solución es la herramienta perfecta para cualquier cliente que tenga redes grandes, distribuidas y complejas. Asimismo, los partners que piensan ofrecer o actualmente ofrecen la gestión DDI como servicio deben prestar atención a VitalQIP como forma de aumentar los servicios existentes o acelerar el tiempo de creación de valor de la inversión en tecnologías de apoyo para lanzar nuevos servicios.